Oscuridad, mi realidad.

No me asusta mi sombrani la soledad que hay detrás de ella,no le temo a mi angustia ni al aire que me ha de faltar, mas la mentira de vez en cuandose disfraza de verdad.El dolor es un pasajeroque viaja de vagón en vagónhacia tierras adormecidas,en el fondo de mi alma.Él no tiene compasión,él no…

¿Cómo describir el vacío?

¿Cómo describir el vacío?¿Es acaso un nudo en el estómago, o es un punto fijo apuntillando a la nada? ¿Es el silencio inaudito que rondaen las hojas de los árboles, o será tener el todo y dejarlo por pura cobardía? Cómo describiría usted el vacíocuando ya no siente nadacuando su corazón late;siente que respirapero su naturaleza está…

Paranoia roja

No hay marcha atrás, los ecos narran en la tempestad voces arrítmicas que interrumpen mi quietud; hay deseos difíciles de cumplir y las ramas de los árboles  chocan contra la pared; brotan de mi frente gotas gordas de sudor.  Paranoia roja se desborda por toda la habitación, el dolor no pasa cuando la respiración pesa;…

Los Dos

Todo estaba entredicho, las palabras eran ecos que retumbaban en los oídos, cada frase parecían balas  que se clavaban en el pecho. No hubo tiempo para decir adiós ni un hasta luego, todo pasó tan rápido que las miradas hablaban por si solas, mientras los labios temblaban de cólera y el corazón latía bruscamente. El daño…

Ella

No, no es que sea una época difícil. Eres tú, solo tú, siempre tú, demasiado dual, fragmentada. Impedida para encontrar el significado de la felicidad. Demasiado acostumbrada a las heridas. Confundiendo el amor con el castigo. Como si quisieras lastimarme. Una adicta al apego y las mentiras. Una adicta al desdén y al silencio. Puede…

Eterna Noche

Vientos soplan en contra vía pensamientos desatados en jauría escupen mofas destilan veneno por las rendijas, ¡Cuánta ironía hay en sus sonrisas! Arde el piso corre el miedo en círculos la sangre se verte alrededor  gritan agónicos dolores queriendo redención, ¡Miren todos, es la muerte maldita! La calle fúnebre está lista se asoma frente a…

Tres respiros para vivir

Un respiro… Tanta indolencia ha dejado abiertas las heridas cuesta mucho alzar la cabeza  cuando hay cicatrices por sanar. Qué diminuto te ves qué diminuto te sientes qué ridículo es vivir así el dolor no pasa es una brújula buscando redención.  Dos respiros… Reminiscencias aparecen en el teatro blanco de la memoria apuntando con finas…