El agua parte sin regresar

Ha dejado de llover.
Y soy consciente que el frío no me deja pensar con claridad.
Tengo sed y me duelen los pies;
la música no ha dejado de sonar,
quizá el viento, me enseñe el lugar,
aquel lugar, donde nada duele,
donde el vacío es una bala en la cien.

Nostalgia vestida de felicidad,
me río.
Quizá mañana la dicha sea eterna
y los suspiros huyan de mí,
así como yo, hui de ellos…

¿Y si la lluvia se ha llevado
lo mejor de mí?
No lo sabré nunca
pues, el agua parte sin regresar.



10 comentarios sobre “El agua parte sin regresar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .